lunes, 15 de noviembre de 2010

Sobre el final fue del Sevilla

Por Juan Manuel Río Caro

Le ganó con lo justo 2 a 1 al Zaragoza en La Romareda en un partido que sólo dejó decisiones arbitrales para analizar porque de juego hubo poco; Nicolás Bertolo marcó el empate transitorio.

Los primeros minutos se desarrollaron sin situaciones de peligro y sobretodo en mitad de cancha, el visitante trató de adueñarse de la pelota pero el Zaragoza se adelantó presionando sobre la salida. En 20 minutos, lo más destacado fue un terrible planchazo de Lanzaro sobre Capel a la altura de la cabeza en tres cuartos de cancha del Zaragoza, innecesario, que para el árbitro no fue ni siquiera amarilla. Atacaba sólo con Braulio, los laterales no subían y cuando escalaban el único recurso que exhibian era buscar la cabeza del solitario nueve.

El Sevilla amagó con algo interesante por el lado de Perotti pero fue sólo eso, un amague. Luis Fabiano y Kanouté estaban aislados arriba y se tenían que retrasar para tomar contacto con la pelota.

Sorpresivamente, a los 28 minutos tras un muy buen pase entrelineas de Kanoute, el brasileño Luis Fabiano entrando por la derecha del área grande definió con un derechazo fuerte bajo al primer palo de Doblas.

Después del gol, el local se adelantó pero sin ideas, demostrando porque está en el fondo de la tabla. El resultado era exagerado porque ninguno de los dos había hecho algo como para justificar una victoria, pero el Sevilla la única oportunidad que tuvo la aprovechó.

Para el segundo tiempo, José Aurelio Gay movió las fichas y cambió el esquema mezquino de su equipo en el primer tiempo por uno mucho más audaz para empatar el partido: entró el colombiano Marco Pérez, ex Gimnasia La Plata, para acompañar a Braulio y dejar cuatro en el fondo, al retirarse Lanzaro y el argentino Nicolás Bertolo (ex Banfield y Boca), ingresó por su compatriota Leo Ponzio, para hacerse cargo de la generación del juego.

A los seis minutos, Vara, en su primera atajada del encuentro le mandó al corner un cabezazo bajo a quemarropa de Bertolo. Dos minutos después, el ex Boca de cabeza a la salida de un corner marcó el gol del empate, premio merecido por el cambio de actitud mostrado por su equipo.

El ingreso de Pérez y Bertolo le cambiaron completamente la cara al Zaragoza que se adueñó de la pelota y del campo. A los 17 minutos, el Sevilla llegó a través de Luis Fabiano cuando se la bajó de pecho a Renato quien no pudo rematar con comodidad por un oportuno cierre del uruguayo Diogo.

Muñiz Fernández no cobró un claro penal a favor del Sevilla, a los 20 minutos, cuando Contini le aplicó el famoso "hachazo" a Alfaro; grave equivocación del árbitro y del linea quien podría haber ayudado al principal.

A los 26 minutos, Fernando Navarro dejó al Sevilla con 10 jugadores cuando vio la tarjeta roja. El árbitro interpretó último hombre, cuando en realidad, por el medio del campo venían cerrando dos jugadores. Muñíz Fernández se apuró en expulsarlo.

Gregorio Manzano, compuso la linea de cuatro y remplazó a Luis Fabiano por Konko. Negredo, en tiempo de descuento, robó una pelota en media cancha, tras una grave falla técnica de Jirí Jarosik y enfrentó solo al arquero a quien venció con un remate bajo. El 2 a 1 final es un resultado generoso para el Sevilla que fue superado en el segundo tiempo por el Zaragoza. No se sacaron grandes diferencias y quizás, por el cambio de actitud del local mereció un poquito más pero Negredo, en tiempo de descuento, puso el 2 a 1 final.




video

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...